Zombies mentirosos

movies-world-war-z-wallpaper-free-download

Si hay algo que aborrezco más que un remake mal hecho y con fines meramente comerciales, es el famoso ‘basado en’ para engañar al espectador. Lo nuevo de Brad Pitt,’World War Z’ o mejor ‘Brad of the Dead’ -porque es básicamente eso, una película del famoso actor- , se estrenaba en USA el 21 de junio para satisfacción de los que leyeron el libro que le dio el nombre al film. Cuál debió ser la sorpresa de los fans americanos cuando vieron que no tenía absolutamente nada que ver. Y digo yo, ¿lo de la publicidad engañosa no está penado?

La obra literaria relata, a través de entrevistas a distintos supervivientes, cómo fue la guerra mundial entre los zombies y la humanidad. Cada capítulo cuenta grandes épocas del conflicto, desde la aparición de los primeros muertos vivientes hasta el fin de la guerra. En la adaptación cinematográfica -si se puede llamar así-, un experto investigador de la ONU (Brad Pitt), recorre diferentes países en busca de una cura o método para frenar la pandemia y proteger a su familia.

En el único punto en el que coinciden ambas narraciones es en la existencia de los zombies. Mientras que el relato literario enfoca la historia desde un tratamiento periodístico y con múltiples protagonistas -los entrevistados narran sus vivencias durante la guerra-, la obra cinematográfica se limita a centrar toda su fuerza en un solo protagonista. El propio Max Brooks, autor de la novela, afirma que World War Z solo mantiene el nombre y, además, critica el argumento lineal del film. Por otro lado, en la película los zombies son criaturas rápidas, mientras que en la novela Brooks describe a los muertes vivientes al estilo clásico: no corren, pero suponen un gran peligro en masa.

Cuando un film tiene problemas de rodaje, de presupuesto, de equipo y de guión, además  de críticas de los fanáticos de la obra de Brooks por lo expuesto anteriormente, es difícil que salga algo de calidad. Y no me equivocaba. World War Z es otro film norteamericano más que utilizó dos cebos grandes para atraer a la audiencia: Brad Pitt y la excusa de ‘basado en’. Querida Paramount, es de muy mal gusto considerar tonto al público y encasquetarle dos horas de material escaso en calidad justificándolo con mucho CGI, tiros, sustos y Brad Pitt para toda la familia.

—Sonia Baratas Alves—

Anuncios