Mis diez interrogantes

Como últimamente una dosis inusitada de felicidad y una vida social en constante ebullición me impiden sentarme frente al ordenador, no tengo el tiempo necesario para ponerme a pensar en algo consistente sobre lo que escribir. Cierto es que tengo momentos de asueto, que generalmente empleo para tramar planes tan interesantes como conseguir implantar la paz en el mundo, la recuperación sociopolítica del país o el triunfo de la autodeterminación del pueblo saharaui. Siendo así, no me ha quedado otra que plantearos algunos interrogantes que me asaltan a diario y a los que aún no he encontrado una respuesta del todo convincente.

1- ¿Por qué se supone que a todo el mundo ha de gustarle El príncipe de Bel Air?

2- ¿Por qué debería apasionarme la música de Michael Jackson?

3- ¿Por qué tanto hijoputismo como modo de vida?

4- ¿Por qué sólo un 10% de las personas de habla hispana maneja con corrección los regímenes del verbo?

5- ¿Por qué Fredo quiso creerse más inteligente que Michael y le partió el corazón?

6- ¿Por qué continuamente la filosofía de “ojo por ojo”?

7- ¿Por qué siempre tengo que pillarme los peores pedales cuando mis padres pueden comprobar con pavor los resultados de esa ingesta desmedida de alcohol?

8- ¿Por qué la gente que nunca ha llevado gafas se empeña siempre en probarse las de quienes las utilizamos a diario?

9- ¿Por qué las madres siempre elaboran previsiones acertadísimas?

10- ¿Por qué la gente deja de luchar de repente por lo que cree?

32

Estefanía Ramos

Anuncios